Rss Feed Tweeter button Facebook button
Inicio » Nivel 0 (Muy Fácil), Verdura

Pastel Vegetal con Queso Feta

07/04/2013 No Hay Comentarios

 
He aquí mi primera receta “guiri”. A pesar de lo que muchos puedan pensar, todos los ingredientes se pueden encontrar en cualquier supermercado, y como siempre, es muy fácil de hacer.

Si de algo me he dado cuenta viviendo en Inglaterra, es que la gente de aquí son de cocinar más bien poco, y por tanto, las recetas que encuentro son siempre muy fáciles, cosa que me encanta y que me vendrá muy bien para el blog.

La receta: un pastel vegetal con espinacas, zanahoria y queso feta, cubierto con masa filo, una exquisita mezcla de sabores, ideal para los menos carnívoros, riquísima.

 

INGREDIENTES:

* 6 hojas de pasta filo
* 500 grms de espinacas troceadas
* 200 grms de zanahoria rallada
* 50 grms de nueces
* 150 grms de queso feta
* 3 huevos
* Aceite de oliva
* Sal
* Pimienta negra
* Orégano

Pastel Vegetal con Queso Feta
   

 

PASO 1: Precalentar el horno

En primer lugar pondremos el horno a precalentar a 200 ºC, con calor arriba y abajo, mientras vamos preparando la receta.

 

PASO 2: Cocer las espinacas

Para preparar el relleno necesitaremos cocer las espinacas antes. Para ello pondremos un cazo con agua a calentar y añadiremos un puñadito de sal, cuando el agua empiece a hervir añadiremos las espinacas y las dejaremos cocer hasta que se note que están tiernas.

Cuando estén en el punto deseado, con la ayuda de un escurridor nos desharemos del exceso del agua (escurriendo bien para evitar que al mezclarlas suelten líquido), y las usaremos para continuar con la receta.

 

PASO 3: Hacer la mezcla para el relleno

Cuando tengamos las espinacas bien escurridas las pondremos en un bol grande y añadiremos la zanahoria rallada, las nueces troceadas, el queso feta y una cucharadita de orégano.

CONSEJO: La zanahoria ha de ser fresca, rallada por tí mismo/a o comprada en bolsita ya rallada, evita utilizar zanahoria de bote, no sabe igual, ya que por lo general suele venir acompañadas de un líquido avinagrado que nos cambiará el sabor de la receta.

En un plato a parte batiremos los huevos, los sazonaremos con un poco de sal y pimienta negra, y los agregaremos al bol junto con todo los demás ingredientes.

Mezclaremos el conjunto hasta que quede todo bien ligado.

 

PASO 4: Preparar la base

Para hacer el pastel lo ideal es un molde redondo desmoldable de unos 20 cm de diámetro.

Untaremos el molde con un poco de aceite de oliva, para que la pasta no se pegue y sea más fácil desmoldarlo, y a continuación pondremos sobre el mismo 3 hojas de pasta filo bien repartidas, para que nos sirvan de base para la verdura y evitar que el “invento” se deshaga al delmoldarlo (podéis ver como quedaría en la foto resumen que se muestra en el sieguiente paso).

Una vez puestas las hojas de pasta, extenderemos un poco de aceite con la ayuda de una brocha de cocina para hidratarlas (puesto que normalmente vienen enharinadas).

 

PASO 5: Montar el pastel

Con la ayuda de una cuchara grande iremos introduciendo la mezcla en el molde, sobre la pasta filo que hemos puesto anteriormente, extendiéndola bien para que no quede ningún hueco, así nos aseguraremos de que nos quedará compacto a la hora de trocearlo.

Una vez se haya terminado de añadir la mezcla, cerraremos el pastel empezando por la pasta filo que sobresalía de la base, y añadiendo las hojas que nos quedan, poníendolas sobre la superficie del pastel, sin necesidad de que estén muy estiradas, es decir, puedes colocarlas arrugadas para que visualmente quede más original.

Por último, con la ayuda de una brocha de cocina, pintaremos la superficie de toda la pasta que hemos puesto con otro poco de aceite de oliva, para hidratar las hojas y evitar que nos queden restos de la harina con la que vienen.

MUY IMPORTATE: Es importante que pintéis bien las hojas de la pasta con aceite, de lo contrario la parte superior quedará reblanquecina, y a la hora de comerlo sabrá un poco a harina (cosa que, como podéis comprobar en la foto principal, nos pasó a nosotros…).

 
Pasos Pastel Vegetal
 

PASO 6: Hornear

Con el pastel montado solo nos quedará hornear.

Dejaremos el horno con las mismas opciones que hemos usado para precalentarlo, 220 ºC y calor arriba y abajo, y hornearemos de 35 a 40 minutos, o hasta que la parte superior adquiera un color dorado característico.

 
Una vez tengamos el pastel dorado, en su punto, será hora de desmoldar con cuidado y degustar.

Intenta cortarlo con cuidado para que no se deshaga, y ¡a disfrutar de la verdura!, que de vez en cuando no viene mal.
 

¡Esperamos que os guste!
 

Puedes compartir en:

Deja tu Comentario

Añade tu comentario a continuación, o haz trackback desde tu sitio. También puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

Puedes usar los siguientes tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>